REPARTO DE PUNTOS ENTRE LEGANÉS Y TRES CANTOS   

C.D. LEGANÉS S.A.D. “B”: Lombo; Iván, Jaouad Erraji, Kleandro (David S. Mallo ´76), Tomás Prieto (Avilés ´66); Salgueiro; Álex (Adrián Torres ´84), Sierra, Jorge, Raúl Sánchez; Jacobo.

TRES CANTOS C.D.F. “A” : Iván Villar; Huertas, Galiana, Luis Pareja, Jorge Dab; Carlos Cerezo,   Guille M. Duque; Barroso (Carlos Llamas ´73), Manu Sánchez, Koné; G. Pulgar (Kiko ´87).

GOLES : 0– 1 Koné  (´52); 1 – 1 Jacobo (´77).

ÁRBITROS: Oscar Martínez Madroñal, Sergio Rebollo Merino y Carlos Naranjo Camarero.   

Necesitó el TRES CANTOS jugar un gran partido superando de cabo a rabo al filial pepinero, golpear hasta en tres veces la madera de la portería contraria, que le fuese anulado un gol por un discutible fuera de juego y, finalmente desaprovechar una pena máxima en las postrimerías del encuentro y con empate en el marcador para conseguir, por fin, marcar su primer tanto en la presente temporada, si bien tan sólo le sirvió para traerse un punto del cuidado césped de la Ciudad Deportiva de Leganés.

Desde el inicio se vio que los visitantes habían venido a Leganés con la firme intención de cambiar su mala racha y ya de entrada un tiro desde la frontal del área pepinera efectuado por el capitán tricantino Carlos Cerezo se estrelló espectacularmente en el palo izquierdo de la portería defendida por Lombo.

En el minuto veinte, Guille Duque no logró superar en un mano a mano al guardameta local que le sacó un balón que llevaba marchamo de gol enviándolo a saque de esquina y unos minutos después, Huertas habilita a Lalo que se escora hacia la derecha y al borde del área pequeña lanza un fuerte disparo que, otra vez Lombo, despeja a cornert no sin antes repeler la madera el esférico.

A todo esto el conjunto local apenas daba muestras de peligro ya que su jugador más incisivo, Jacobo, era muy bien anulado por Luis Pareja y Galiana en los pocos balones que sus compañeros intentaban hacerle llegar por lo que no llegamos a contabilizar ninguna oportunidad clara para sus intereses.

En la segunda parte parecía que los locales salían al terreno de juego con otras intenciones y así, a los 4 de la reanudación Iván Villar tuvo que emplearse a fondo para sacar un fuerte disparo de Jacobo que remataba un pase atrás de su compañero Álex, sin embargo los tricantinos volvieron a coger las riendas y dos minutos más tarde una internada por banda izquierda con llegada hasta la línea de fondo lo envía atrás Jorge y el remate a gol de Lalo lo anula el juez de línea por un posible fuera de juego.

Un minuto después, Koné recupera un balón a la altura de la línea media pepinera, envía a Lalo que en una perfecta pared se lo devuelve y encara a Lombo al que bate de tiro cruzado a la derecha, logrando el que sería primer gol válido del equipo tricantino en la presente temporada y que fue celebrado como se merecía por los jugadores visitantes.

Instintivamente el TRES CANTOS dio un paso atrás y, durante veinte minutos los locales realizaron sus más peligrosas incursiones pero una defensa ordenada y un gran Iván Villar echaban por tierra los intentos por igualar el marcador, como en el minuto 58 en que Jacobo logra rematar de cabeza y el meta tricantino se hace con el esférico o en el 64 que otra vez Iván responde con una gran parada enviando el balón a saque de esquina a un disparo de Álex.

Sin embargo los tricantinos no renunciaban a ampliar el marcador y así, en el minuto 70, Guille Duque se interna en el área local por banda derecha cediendo a Koné y el fuerte disparo de éste lo desvía otra vez Lombo, y con ésta eran tres maderas, al travesaño de su portería.

No obstante lo que estaba buscando el LEGANÉS llegó en el minuto 77 cuando Avilés se interna por la banda izquierda de su ataque y su centro al segundo palo lo remata de cabeza Jacobo al fondo de la portería en lo que fue la única vez en que pudo zafarse del marcaje defensivo a que estuvo sometido durante todo el encuentro.

Pero no acababa aquí el encuentro, restaban aún minutos y los visitantes creían en sus posibilidades y siguieron intentándolo y así, en el minuto 80 Jorge DAB, incansable toda la mañana, llega por su banda y se interna en el área haciéndole un caño a su marcador que inocentemente le zancadillea por detrás y el Sr. Martínez Madroñal se ve obligado a pitar la pena máxima, lo que los tricantinos pensaban haría justicia a sus merecimientos y les pondría por delante en el marcador.

Lo lanza Manu Sánchez pegado al palo de la portería defendida por Lombo pero sin llevar la potencia suficiente y el guardameta local rubrica su gran mañana adivinando su trayectoria y enviándolo fuera de los tres palos, dejando a los tricantinos con las ganas de conseguir su primera victoria que, en conjunto, hubiese sido justa pero en fútbol ya se sabe, goles son amores y no buenas razones y el TRES CANTOS no termina de congraciarse con ellos pese al buen juego desarrollado y a la creación de ocasiones.      

CRÓNICA REALIZADA POR PRIMA